El candelabro enterrado

Cuando la menorá (el candelabro de siete brazos del Templo de Salomón) es robado por los vándalos durante la caída de Roma, entre la comunidad judía cunde el desánimo. La menorá debe ser recuperada a cualquier precio. Se inicia, entonces, un peregrinaje legendario, que será también el combate secreto de la justicia contra el poder. Esta novela cuenta la historia de alguien que trata de proteger este objeto sagrado, uno de los símbolos más antiguos del judaísmo. Sucesivos avatares harán que el candelabro pase de mano en mano, alejándose cada vez más de sus legítimos dueños. Escrita con la minuciosidad a que nos tiene acostumbrados Zweig, en esa búsqueda se encuentran el sufrimiento y la perseverancia, en una historia en la que, al impulso de la leyenda, el amor acaba siendo protagonista.

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
2007
144
Valoración CDL
3
Valoración Socios
3.125
Average: 3.1 (8 votes)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

8 valoraciones

Género: 

Comentarios

Imagen de Quico

Es una de mis obras favoritas. La leí por vez primera cuando, rebuscando en la biblioteca de un amigo, apareció en una antigua edición de Plaza y Janés. Recuerdo que mi amigo no tenía idea de su existencia y se mostró sorprendido cuando le comenté que Zweig era uno de mis autores preferidos. Me parece que tiene algunos momentos memorables. Entre todos, destaco cuando el anciano rabino Eleazar comenta al pequeño Benjamín Marnefesh el camino de su pueblo, un pueblo al que une algo invisible, " que nos sostiene y nos mantiene juntos, y eso invisible es nuestro Dios".