Familias

Hay autores que van dibujando su mundo a medida que pasan los años y
crece su obra. Otros, en cambio, desde el principio marcan un espacio
narrativo y lo sirven con un estilo propio. Este es el caso de Natalia
Ginzburg y esa es la razón por la cual los tres relatos largos que
componen Familias, aunque redactados con treinta años de distancia,
muestran el sello inconfundible de la autora, su capacidad para
convertir el espacio doméstico en el mejor lugar para la literatura.

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
2008
240
9788426416506
Valoración CDL
2
Valoración Socios
0
Sin votos
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4
Género: 

Comentarios

Imagen de acabrero

Hablar de "Familias" en estos relatos de Ginzburg no deja de ser un eufemismo. En el prmero de los tres relatos que encierra este libro encontramos un amasijo de relaciones familiares, infidelidades, adulterios, etcétera, tratados todos como si fuera lo más natural del mundo. No sé bien cual puede ser la intención de la autora con esta historia: quizá hacer ver lo triste que es la vida cuando el desorden está presente en la relación familiar de cada persona. La segunda, escrita 30 años después, sigue el mismo ritmo de vida anodina triste y desordenada. A la mitad del relato no he tenido más paciencia.