La copa de plomo y oro

En un mundo de elfos, sirenas y trolls, la auténtica magia está donde menos te lo esperas...

Es invierno en la ciudad de Londra y la joven Tabetha sobrevive buscando tesoros en las fangosas orillas del Támesis a pesar de la nieve. El día de Nochebuena, un siniestro desconocido le ofrece tres monedas de plata a cambio de que encuentre y le entregue el trozo que completaría un objeto mágico de valor incalculable: la misteriosa copa de plomo y oro...

Cornelia Funke nos vuelve a sorprender con este emocionante cuento de Navidad.

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
2019
120
978-84-17860-92-9

Ilustraciones de la autora

Traducción del inglés de Ana Doblado Castro

Valoración CDL
3
Valoración Socios
4
Average: 4 (1 vote)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

1 valoraciones

4
Género: 

Libros relacionados

Comentarios

Imagen de amd

Relato juvenil inspirado en los clásicos cuentos de hadas y sus objetos mágicos. Ambientada en Londra (la versión mágica de Londres), a orillas del Támesis, la trama evoca la época victoriana con los carruajes tirados por caballos en unas calles estrechas y brumosas, que se prestan a la aparición de elfos y hadas. La protagonista es Tabetha, que va a cumplir quince años. Huérfana de padre siendo muy niña, perdió a su madre con tan solo nueve años. Desde entonces, disfrazada de chico con el nombre de Ted y cubierta de harapos, ha logrado sobrevivir sola en una ciudad llena de peligros, acechada por el hambre, los ladrones, los embaucadores, los maltratadores. Siempre ha seguido el consejo de su madre: “No confíes en nadie”.

La trama comienza el día de Nochebuena. Tabetha, que es una rapiñadora del río, bajará como todos los días al Támesis para recoger pequeños objetos que el agua deja en las orillas y luego podrá vender: monedas antiguas, cajitas, quizá alguna joya, un trozo de vidrio… Esa mañana Bartholomew Jakes, un cazatesoros, les pide a los rapiñadores que busquen una pieza muy especial: el fragmento de una copa de plomo y oro, una copa de tallo fino con delicados grabados de hadas de arena y elfos de fuego. Pero la copa, que tiene poderes mágicos, no debe caer en las manos equivocadas; y para ello casi es necesario un milagro.

La famosa autora Cornelia Funke ha creado un magnífico cuento de hadas, un precioso relato que recuerda a Dickens y su cuento de Navidad, a sus niños huérfanos y pobres, solos y maltratados, que protagonizan sus célebres novelas. Pero tras la dura realidad, en la obra de Funke hay un mundo mágico de elfos, sirenas, trolls, hobs, elfos, fuegos fatuos…, una historia maravillosa en la que prevalece la amistad, la generosidad y el altruismo. Con ilustraciones a carboncillo de la autora y su espléndido estilo literario de siempre (la riqueza de la adjetivación, las descripciones precisas de personajes y lugares, calles, tiendas, tabernas, el río y sus orillas), se considera una obra muy recomendable.