La fuerza de la gacela

La llegada de un feroz tigre extranjero a la selva de Congolandia rompe la tranquilidad de los animales. Mandan contra el enemigo a un grupo guerrero, pero son derrotados. La inofensiva gacela se ofrece voluntaria para intentar encontrar la solución.

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
2003
60
978843482040

Ilustraciones de Jesús Gabán

Valoración CDL
3
Valoración Socios
3.333332
Average: 3.3 (3 votes)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

3 valoraciones

4
3
3
Género: 

Comentarios

Imagen de amd

La gacela era “el animal más indefenso de la selva.  El único que no tiene ni garras, ni veneno, ni arma alguna con que defenderse o atacar” (p. 45). La autora nos muestra al animal más indefenso, la gacela, en contraste con otros feroces (como el tigre), acechantes (como el leopardo), grandes y fuertes (como el elefante), astutos (como la serpiente) y cobardes (como el resto de los animales que no quisieron ir a enfrentarse con el tigre). 
La gacela demuestra con su actitud que la AMABILIDAD y la EDUCACIÓN consiguen más eficazmente lo que la fuerza no.  Todos los animales solo veían al terrible tigre como un enemigo al que había que vencer acabando con él.  Sin embargo, la gacela con el diálogo consiguió convertir y amansar al tigre.  También la gacela fue la única que supo ESCUCHAR al tigre, puesto que nadie había pensado que el tigre también estaba sufriendo y que estaba solo.
El libro da a los niños una visión sugestiva de un problema que afecta a todos en el reino de la selva; sin embargo, no todas las soluciones que se buscan para remediarlo resultan eficaces.  La gacela representa un personaje original que modifica el estereotipo que se tenía de fortaleza y convencimiento.  Las principales aportaciones son los valores y virtudes que posee la gacela y que ya se han mencionado anteriormente.
Encuentro muy apropiado este tipo de lectura para niños del primer ciclo de Primaria, ya que, además de ejercitar la lectura, el niño aprende valores y conoce virtudes que se presentan atractivas.  Muchas veces sucede que, entre los niños de la clase nos encontramos con los típicos que destacan y sobresalen por su fuerza, habilidad deportiva, estatura, inteligencia, astucia, etc.; mientras que hay otros que por su personalidad más tímida, no destacan.  Este tipo de cuentos puede ser un recurso muy útil para enseñarle a los niños a descubrir que en todos hay grandeza, así como a respetar a los demás por lo que son. 

Evelín Cristina Curruchich Sajquim

Imagen de amd

Actividades creativas
En diferentes cartones de colores,  el profesor debe escribir el nombre de los distintos animales que intervienen en el cuento. A continuación, los niños deben salir de uno en uno,  coger un cartón e interpretar mediante mímica el animal que les haya correspondido. El resto de los alumnos deberá acertar de qué animal se trata.
La historia de este cuento se sitúa en Congolandia, “tierra del Congo”. Sobre un mapa del mundo, el profesor marcará el continente africano y, dentro de él, la tierra del Congo. Los niños deberán traer a clase imágenes de tierras africanas y de la selva para imaginar mejor el espacio en el que se desarrolla el cuento. Con estas imágenes, se confeccionará un gran mural en clase.
Carmen del Pozo y Miriam Alonso