El libro de los dragones

Una maravillosa selección de los mejores relatos de dragones desde los tiempos de la antigua Grecia hasta el presente, escogidos por uno de los narradores más importantes de nuestro tiempo. Con el rigor y la pasión característicos de su obra, Roger Lancelyn Green nos ofrece en este volumen una recopilación de historias protagonizadas por dragones, esos enigmáticos y ancestrales seres mitológicos que han fascinado e inspirado las leyendas más emocionantes y aterradoras a lo largo de siglos.  

El recorrido comienza en la Antigüedad, pasa por el Medievo y, sin dejar de lado la riqueza creativa que emana del folclore popular, llega hasta tiempos más recientes de la mano de autores como Tolkien, Lewis Carroll y Edith Nesbit. En El libro de los dragones encontraremos osados caballeros, cavernas tenebrosas, tesoros celosamente custodiados y otras criaturas tan sorprendentes como los propios dragones. Un libro imprescindible para ávidos lectores de todas las edades.

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
2021
316
978-84-18436-65-9

Traducción del inglés de Julio Hermoso

Valoración CDL
3
Valoración Socios
3
Average: 3 (1 vote)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

1 valoraciones

3
Género: 

Comentarios

Imagen de amd

Interesante selección de relatos sobre dragones, pertenecientes a distintas épocas y culturas. Así, afirma el autor, “he intentado recopilar tantas historias… de entre las más remotas, extraídas de la Grecia y la Roma de la Antigüedad, de la Islandia y la Dinamarca de las Sagas, de Bizancio, de los romanceros medievales, de los cuentos populares y los cuentos de hadas de muchas tierras, para seguir con los relatos literarios, de la mano de Spenser, pasando por E. Nesbit, hasta llegar a Tolkien y Lewis” (p. 16).  De esta forma, el libro se estructura en cuatro partes relativas a diferentes épocas: la Edad Antigua, el Medievo, el folclore tradicional y los tiempos recientes.

En la primera parte, por tanto, destacan los héroes de la mitología clásica como Jasón y Orfeo, junto a las denominadas fábulas de animales en las que los dragones aparecen personificados y se destaca en el relato un vicio o una virtud con una cierta moraleja final. En conjunto, se trata de relatos breves que resultan fáciles de leer y de trabajar con los jóvenes lectores.

En la segunda parte, los protagonistas son príncipes y guerreros de los linajes del norte de Europa, que han configurado sus propias sagas: el príncipe Sigfrido de los Volsungos de Dinamarca (una especie de cuento de hadas que recuerda a la Bella Durmiente); o el rey Beowulf de los gautas, que reina al Sur de Suecia. Y, por supuesto, a estos se unen los célebres relatos medievales sobre el rey Arturo y los caballeros de la Tabla Redonda (Tristán y Lanzarote), el mago Merlín, la historia del dragón rojo de Gales y la historia del caballero cristiano San Jorge y el dragón.

En la tercera parte, se reúnen los cuentos de hadas y tradicionales que provienen del folclore popular. En ellos, como es propio de estas narraciones, son frecuentes las pruebas para conseguir la mano de la princesa, los objetos mágicos, las brujas y sus hechizos, los acertijos y los enfrentamientos entre el bien y el mal claramente definidos. Además, junto a reyes, príncipes y princesas, aparecen otros personajes de condición social más pobre (como campesinos y pastores), que destacan por sus cualidades: valentía, inteligencia, bondad, generosidad.

La cuarta parte está reservada a narraciones más recientes como el poema épico “El caballero de la Cruz Roja” de E. Spenser; o el poema narrativo “El pastor de las Montañas Gigantes” (1846), de M.B. Smedley, que probablemente inspiró el “Galimatazo” de Lewis Carroll, célebre por la originalidad de su vocabulario. Para cerrar este apartado, se incluyen tres relatos breves de autores muy conocidos: “El dragón en el escondite” de Chesterton, “El tesoro” de Tolkien y “Habla el dragón” de C.S. Lewis. Por todo ello, se trata de una obra recomendable para lectores de todas las edades.