La ciudad de la alegría

Hasari Pal es un granjero que ha llegado a Calcuta empujado por la sequía. Consigue un trabajo como conductor de "riksaw", vehículo de dos ruedas arrastrado por una persona. Vive en un barrio de chabolas denominado "Anad Nagar" o Ciudad de la Alegría. Allí trabajan, cuidando a los enfermos, el sacerdote francés Paul Lambert y el joven médico norteamericano Max Loeb. Por su parte, las religiosas Misioneras de la Caridad atienden a los leprosos. Hasari consigue el dinero necesario para casar a su hija, pero antes de que se celebre la boda fallece de enfermedad y agotamiento. La novela termina con el anuncio de que, en contraste con tanta pobreza, la India ha logrado fabricar su bomba atómica.

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
1985
384
2010
512
9788408095811
Valoración CDL
3
Valoración Socios
3
Average: 3 (1 vote)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

1 valoraciones

3
Género: 

Comentarios

Imagen de enc

Una obra emotiva en la que el autor plasma, en forma de novela, la realidad que pudo constatar durante dos años de estancia en Calcuta. Considero que le falta unidad a la historia aunque el contenido es muy aleccionador.

En la segunda mitad del siglo pasado, una pequeña religiosa de origen albanés, sor Agnes Boxahiu, recordó a la Iglesia y al mundo que Dios ama por igual a todos los hombres y se preocupa por los más necesitados. La ciudad india de Calcuta fue el epicentro de esta revelación. Cuando el novelista Dominique Lapierre viaja a la India para conocer a Madre Teresa, encuentra que otros benefactores trabajan también por los desfavorecidos de la ciudad. Joya de la Corona británica en el subcontinente indio, Calcuta se había enriquecido con el cultivo y la transformación del yute. El escritor advierte que la sequía en el delta del Ganges añade periódicamente otro millón de habitantes a la ciudad. Calcuta había devenido un polo de atracción para todos los desheredados del Noreste de la India.

La novela comienza con la historia de uno de esos inmigrantes, el campesino Hasari Pal, dispuesto a sobrevivir con su esposa e hijos. El destino le lleva a ser conductor de un “riksaw”, vehículo de tracción humana. Un sacerdote francés, el padre Paul Lambert, se ha establecido en un barrio de chabolas que recibe el nombre de “Anand Nagar”, traducido Ciudad de la Alegría. En este escenario el autor hace un repaso de las miserias y sufrimientos que experimentan los distintos grupos étnicos y religiosos. Afirma que cualquier tipo humano en la India, ha de ser estudiado a partir de la religión que practica. El autor refleja la fuerza, la solidaridad y a la postre la alegría que emanan de estos seres, apenas vivos, enfermos, desnutridos, permanentemente acechados por la muerte. Un grupo interconfesional, mutuamente respetuoso de sus tradiciones religiosas, lucha por sacar adelante a leprosos, tuberculosos o niños desnutridos.

En el Epílogo el autor explica cómo, a partir de 1985, “Anad Nagar” ha cambiado. Una Asociación francesa financia al Comité de Ayuda Mutua del barrio y el Ayuntamiento, junto con el estado de Bengala, han solicitado préstamos internacionales para rehabilitar los barrios de chabolas que integran la urbe. Uno de los “daños colaterales” de esa acción modernizadora es que los leprosos han sido expulsados del barrio, aunque la madre Teresa ha acogido a la mayoría. Jocosamente advierte el autor que las más de ocho mil vacas y búfalas residentes allí mismo han permanecido en sus establos.

Nos encontramos ante una novela basada en hechos reales. Una combinación de periodismo y ficción en la que predomina el reportaje, y la excelente pluma de Lapierre hace fácil la lectura.