Cuenta conmigo

"Más que nunca necesitamos de hombres y mujeres que, desde su experiencia de acompañamiento, conozcan los procesos donde campea la prudencia, la capacidad de comprensión, el arte de esperar, la docilidad al Espíritu, para cuidar entre todos a las ovejas que se nos confían de los lobos que intentan disgregar el rebaño. Necesitamos ejercitarnos en el arte de escuchar, que es más que oír. Lo primero, en la comunicación con el otro, es la capacidad del corazón que hace posible la proximidad, sin la cual no existe un verdadero encuentro espiritual". (Evangelii Gaudium, 171).

Cuenta Conmigo es una invitación de Dios mismo a no estar solo; a escuchar Su voz y ser escuchado por Él; a descansar junto al Buen Pastor a través del bellísimo diálogo del acompañamiento espiritual.

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
2017
176
978-84-9061-52
Valoración CDL
3
Valoración Socios
3.5
Average: 3.5 (2 votes)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

2 valoraciones

Género: 

Libros relacionados

Comentarios

Imagen de acabrero

Estamos ante un libro que quiere explicar la conveniencia de la dirección espiritual o acompañamiento espiritual, que ahora se dice, para hacer hincapié en el hecho de que hay alguien con experiencia que nos acompaña en nuestro camino. Y así, los primeros capítulos sirven para aquellas personas que no estén demasiado convencidas de que esto sea necesario. Me parece que lo escrito a lo largo del libro serviría sin duda a ese tipo de personas, indecisas, que no saben muy bien a qué atenerse, porque se les dan razones claras de la conveniencia y se les sugiere, más o menos, cuáles pueden ser los contenidos.

Me parece que la sistemática no es muy clara, ya que hay páginas, e incluso párrafos, en los que el autor se dirige a quien necesita dirección o acompañamiento, y a quien dirige. “Es tarea del director espiritual abrir al dirigido a nuevas y apasionantes metas, distintas de aquellas que tienen presa su voluntad” (p. 119). Y en otro lugar se refiere a cómo elegir al director, y se dice que tiene que ser prudente.

Los capítulos finales son un elenco de temas que se pueden llegar a tratar en la dirección espiritual, por lo tanto pueden servir al director de almas poco experto, y pueden servir para el que empieza ese proceso de acompañamiento, para saber de qué tiene que hablar.