Clave Matisse

La juez Lola McHor y su marido Jaime, médico investigador del CSIC, llevan más de treinta años juntos. Una noche, Jaime invita a cenar a dos amigos, JJ, un médico americano, y a Rafael Scott, asesor de un senador de Texas de origen argentino. Ambos han trabajado duramente para conseguir que el prestigioso premio Wolf a la investigación médica recaiga este año en Jaime. Durante la cena, en la que Lola luce una pulsera que había pertenecido a su suegra, JJ muestra vivo interés por la joya y también por un cuadro, regalo de los padres de Jaime y que según ellos es una horrible copia de un Matisse. La pulsera desaparece después de la cena y el cuadro unos días después, cuando se produce un robo en casa de la familia.

A dos voces, desde la perspectiva de Lola y por primera vez, dando voz a Jaime, acompañaremos a la pareja en una investigación que en esta ocasión involucra directamente a la juez y a su familia. Clave Matisse es un thriller absorbente que ahonda en temas como la confianza, las relaciones de pareja y las difíciles fronteras entre la mentira, la verdad y el dolor.

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
2018
448
978-84-08-19439
Valoración CDL
3
Valoración Socios
2.5
Average: 2.5 (2 votes)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

2 valoraciones

Género: 

Comentarios

Imagen de Azafrán

La jueza Lola MacHor ha vuelto a las andadas. Esta, la novena novela de Reyes Calderón, nos descubre algunas de las muchas consecuencias del poder absoluto del tercer Reich: el robo y el tráfico internacional de las obras de arte con la finalidad de sufragar los gastos de las campañas militares de Hitler.

Que España no tomara parte en las dos grandes guerras no impidió que los españoles ayudasen, a título personal, a ciudadanos de los países en conflicto. Unos por razones ideológicas y otras por razones humanitarias. De eso precisamente va. De la ayuda que la familia política de la jueza Lola MacHor prestó a los alemanes que, acabada la guerra, se refugiaron en España o que huyeron hacia Hispanoamérica en compañías navieras españolas.

¿Cómo pagaron esa ayuda los huidos? ¿Con obras de arte robadas a los judíos?

Según la última novela de Reyes Calderón, existe un registro de obras de arte desaparecidas, robadas o confiscadas a coleccionistas y marchantes de obras de arte judíos. Parte ha sido recuperada, pero, al parecer, setenta años después del final de la segunda guerra mundial, un considerable número de aquellas obras de arte permanecen ocultas en colecciones privadas.

El doctor Jaime Garache, marido de la jueza MacHor, heredó de su familia un cuadro de Matisse, o una copia, y la confusión de su procedencia desencadena la reacción de una sociedad secreta israelí capaz de secuestrar, suplantar la identidad de un guardia civil, asesinar o acabar con el prestigio profesional y social de quien se resista a sus propósitos.

Poco a poco, el matrimonio del doctor Garache y la jueza MacHor conseguirá demostrar la legitimidad del cuadro heredado y poner de manifiesto una conducta libre de toda sospecha de fascismo a lo largo de sus vidas. El prestigio profesional del doctor, ganado con años de investigación en el CESIC, está a punto de ser reconocido con un premio internacional que, inesperadamente, le es retirado.

Por otra parte, una relación con una joven investigadora que trabajó en su equipo parece ser el detonante de un intento de chantaje al doctor Garache, a quien se le pide que acuse al doctor Adolfo Cavanni, candidato al Nobel de Medicina, bajo la amenaza de atentar contra el prestigio de la jueza MacHor.

Mientras, Lola, que intuye la traición de su marido con la joven investigadora, trata de confiar en el doctor Jaime Garache quien, sin darle explicación alguna, viaja de Madrid a Segovia, a Jávea y a Buenos Aires, tratando de desenredar las acusaciones y falsas calumnias. Cada uno por su lado va consiguiendo descifrar el secreto que les envuelve y descubrir quién o quiénes tratan de destruirles.

Las consecuencias de las dos grandes guerras siguen suministrando ideas a los escritores de toda Europa. Solo en Francia han aparecido, en este 2018, dos títulos, El orden del día, de Eric Vuillard sobre el apoyo de los parlamentarios alemanes a Hitler justo antes de presentarse a las elecciones y La desaparición de Josef Mengele, de Olivier Guez, que relata la vida de los nazis refugiados en Hispanoamérica.

Por su parte, Reyes Calderón contribuye con Clave Matisse a entrever la transcendencia de estos hechos históricos.

Imagen de JOL

Inteligente. Caótica. Impulsiva… Así es Lola McHor la protagonista de esta nueva novela de Reyes Calderón, junto con su marido Jaime. Ella es magistrada y juez en el Tribunal Supremo, y él médico, ambos ya conocidos en otras novelas de la autora, que llevan una vida ajetreada. La trama parte de un robo en su vivienda de un cuadro sin importancia, hasta que descubren que es un Matisse. Y ahí empiezan los problemas, las investigaciones, el pasado de la familia, las sospechas, etc. Una víctima alemana y un asesino judío, lo contrario de lo esperado, raíces que entran en el Tercer Reich. Otra novela de intriga que se lee con facilidad para pasar el rato, pues quizá no pretende más. Tiene valores como la familia, la fidelidad, la pasión por llegar a la verdad, hacer justicia, o sentido cristiano. Los reparos que encuentro son: estirar la novela con intercalados y divagaciones de la protagonista sobre cuestiones que apenas tienen que ver, como si fuera necesario gastar muchas páginas. La excusa es le mente caótica de Lola y la vida, por lo visto. Algunas expresiones poco delicadas. Y unos sentimientos y sistema mental como si fueran de la misma escritora exitosa. La novela, quizá por exigencias de la Editorial, cae en la fea costumbre de no tener índice ni titulación de las partes y capítulos, salvo cuando alterna entre Lola (1,2,3,4...) y Jaime, lo mismo.