Campos de Castilla

Campos de Castilla se considera la obra cumbre de Antonio Machado. Publicada en 1912, poco antes de morir su esposa Leonor, y ampliada sucesivas veces con nuevos poemas, expone las meditaciones del hombre sobre lo "eterno humano": domina en la obra lo que se denominan "cuadros costumbristas", cuadros de paisajes y de gentes, meditaciones sobre la soledad, lo adusto del paisaje, el pasado efímero y la muerte.

El paisaje aparece recogido unas veces de forma objetiva, sin artificios -A orillas del Duero-, y a veces lo descubrimos con una intención oculta bajo las descripciones de Castilla, que nos sugieren la preocupación del poeta sobre temas tales como la patria o la soledad… El mañana efímero, Una España joven… temas propios de la Generación del 98, a la que no pertenecía "de facto", pero de la que declarará: "Mi relación con aquellos hombres […] es la de un discípulo con sus maestros…", relación en verdad escasa y de cara a la galería:

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
1989
288
2002
126
2013
248
978-84-206-7576

Colección: El Libro de Bolsillo

Valoración CDL
4
Valoración Socios
4
Average: 4 (10 votes)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

10 valoraciones

Género: 

Comentarios

Imagen de Rubito

Para entender, en cierto modo, la génesis del libro es necesario hablar de Soria donde el autor se instaló en 1907 para desempeñar la cátedra de francés en el instituto de esa ciudad donde conocería a la niña Leonor Izquierdo que llegaría a ser el gran amor de su vida y con la que contraería matrimonio.El libro se abre con el famoso " Retrato" en el que el poeta traza su propia epopeya.
Castilla no siempre le gusta al autor, ni sus campesinos:un trozo de planeta /donde cruza errante la sombra de Caín. Esto nos da una pista.Tambien tiene una mirada reprobatoria a la sociedad rural, arcaica y chata: "atónitos palurdos sin danzas ni canciones", en la que la pobreza material se traduce en miseria moral.
Pero no toda su obra es así; en muchas composiciones el autor ve la realidad con mirada cordial y salvadora.
El extenso romance " La tierra de Alvargonzalez" merece una mención especial. El poema CXIII es unode los más bellos del libro. También merece citarse " Proverbios y cantares" donde consolida una veta poética sentenciosa.
En su vieje a Baeza despues de su estancia en soria tampoco le gusta mucho lo que vé.
Obra única de poesía española de su tiempo.