La sombra de la Luna

Novela romántica que transcurre en la India en el siglo XIX, con el telón de fondo de la llamada "rebelión de los cipayos", tropas indígenas al servicio de los británicos.

El capitán Alex Mallory Randall recibe el encargo de acompañar a una joven desde Inglaterra para contraer matrimonio en la India. Una vez alli, Winter de Ballesteros descubre que las cosas no son como ella había esperado.

Es la primera novela publicada por M.M. Kaye.

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
1981
512
84-01-37102-3

Original de 1957.

Valoración CDL
2
Valoración Socios
2
Average: 2 (1 vote)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

1 valoraciones

2

Libros relacionados

Comentarios

Imagen de enc

La autora, M.M. Kaye, nació en la India en 1908, en una familia de militares y administradores civiles británicos; su padre pertenecía al servicio de información del Ejército. "La sombra de la Luna" es su primera novela y la autora utiliza la historia de la colonización, especialmente de la rebelión de los cipayos que tuvo lugar en 1857. En aquel momento gran parte de la India estaba administrada por la Compañía de las Indias Orientales, sociedad mercantil con sede en Londres que dirigía el país arbitrariamente y con una finalidad exclusivamente económica.

La autora critica la innecesaria invasión de Afganistán, o la anexión en contra de los Tratados del territorio de Oudh, último reino musulmán independiente. Reprocha el desconocimiento que los administradores británicos tenían de la realidad india, y el escaso número de europeos para gobernar a muchos millones de nativos. Para ello atizaban la división entre reinos, razas y religiones, y dedicaban grandes sumas a sobornar a sus gobernantes. Por último contaban con su propia escuela militar, que proveía de mandos a las tropas nativas.

Las tropas sublevadas asesinaron a sus oficiales, pero también a sus mujeres e hijos. Finalmente fueron derrotadas y la Corona británica se hizo cargo del gobierno del país. La derrota de las tropas nativas prolongó otro siglo la presencia de Gran Bretaña en la India. Junto con administradores venales los británicos también contaron con sus propios héroes, como el General de Brigada John Nicholson (Nikal Seyn), que murió durante la sublevación, en el sitio de Delhi, cuando sólo contaba treinta y cinco años.

Los británicos nacidos y residentes en la India, como Mollie Kaye, amaban el país, y la autora no deja de señalar las ventajas que aportó al subcontinente la colonización británica. En primer lugar la unificación, que creó una mentalidad nacional en lo que habían sido treinta reinos independientes guerreando entre si, se tendieron vías férreas que favorecieron esa unidad, y la agricultura, principal fuente de riqueza de la India, experimentó un adelanto en sus técnicas de al menos un siglo. Junto con estas ventajas la Compañía de las Indias restringió el comercio para favorecer su propia actividad.

La dominación británica sobre la India duró dos siglos y ha sido objeto de numerosas novelas; la principal de ellas Kim (1901), de Rudyard Kipling, que recibió el Premio Nobel de Literatura en 1907. A pesar de todo lo anterior "La sombra de la luna" es fundamentalmente una novela romántica; muy extensa; es la típica novela para leer diez páginas antes de dormir.