Roma dulce hogar

Un matrimonio norteamericano ofrece el testimonio cálido, sincero y realista de su conversión al catolicismo. Es una peregrinación espiritual que transforma toda su vida; un camino de búsqueda de la verdad y aceptación de la voluntad divina, que culmina en la inmensa alegría de la vuelta a casa: a la Iglesia católica.

 

Ediciones

Edición Editorial Páginas ISBN Observaciones
2001
198
978-84-321-3322
Valoración CDL
4
Valoración Socios
3.833332
Average: 3.8 (18 votes)
Interpretación
  • No Recomendable
  • 1
  • En blanco
  • 2
  • Recomendable
  • 3
  • Muy Recomendable
  • 4

18 valoraciones

Comentarios

Imagen de helencitas

Creo que coincido con el resto de las opiniones acerca del libro, porque es un verdadero testimonio de fe cristiana. Considero que los protagonistas han sabido amar a Dios, lo han sabido dejar todo como cuando Jesús se lo pidió a sus discípulos; esta historia que se relata era para mí lo que realmente debe ser la fe, porque no se debe permitir que muera por la opinión de otros.
Este es un libro que debería ser recomendado sobre todo en esta época de pérdida de fe -creo yo- que está experimentando la mayoría de la gente, sobre todo jóvenes. Lo principal es aprender a amar a Dios, tener una fe fuerte y darse cuenta que el resto del mundo no importa si está en tu contra, porque tienes la esencia para vivir.
Si todo el mundo siguiera el ejemplo de Kimberly y Scott se respiraría otro ambiente, y otra forma de vida que daría la felicidad verdadera, como ellos mismos afirman, y yo les creo. Creo que ellos dos son unas personas muy fuertes y que por eso han conseguido lo que buscaban: a Dios.

Imagen de lorena a

El libro de Roma dulce hogar, me ha parecido un libro muy interesante porque en el demuestra como un matrimonio llamados Scott y Kimberly Hann criados ambos dentro de la religión Presbiteriana se van convirtiendo poco a poco a la religión católica. Para él fue determinante los estudios en una universidad y para ella el milagro del nacimiento de su hija.

Imagen de mac calo

Este libro me ha encantado y me parece que puede ayudar mucho a la gente ya que nos hace darnos cuenta de lo que tenemos y que muchas veces no sabemos valorarlo. Me ha impresionado leer la conversión paso a paso de dos personas con tanto estudio y influencia en su entorno.
Pero lo que más me impresiona es la disponibilidad de Scott por cumplir la voluntad de Dios. Y como Dios se sirve de Scott para acercar a mucha gente a la verdad, principalmente a su mujer.
En este libro aparecen valores muy importantes como el de la familia, y nos hace darnos cuenta de lo que tenemos que es lo más grande en esta vida Dios.

Imagen de ar ortuzar

En este libro titulado Roma dulce hogar se recoge el testimonio de conversión al catolicismo de un matrimonio formado por Kimberly y Scott Hahn .Cuando lo comencé no lo hice con demasiado entusiasmo, ya que pensaba que iba a ser un libro aburrido como otros muchos que he leído a cerca de temas referentes a la religión. Pero sucedió todo lo contrario ya que no pude parar de leerlo en cuanto lo empecé .
Una de las cosas que más me impresionó fue como gracias al estudio que estaba haciendo Kimberly sobre el uso de los anticonceptivos, Scott se empezó a darse cuenta de que había un error en la doctrina que ellos creían (eran presbiterianos). Entonces comenzó a repasar de nuevo los argumentos de la Biblia, y se dio cuenta de que su religión no sólo estaba confundida en el tema de los anticonceptivos, si no en varios puntos en los que la religión presbiteriana se basaba .
Me encantaría poder contar más cosas porque de verdad en este libro no hay nada que no merezca muchísima atención.
Pero a parte de todo esto, pienso que éste libro lo que realmente puede hacer es cambiar la vida de muchas personas resolviendo las dudas que puedan tener a cerca de varios temas de la religión católica.

Imagen de JOL

Coincido en que se trata de un libro interesante para cualquier persona, sobre todo para los matrimonios que pueden ver dificultades en la fe "demasiado comprometida" del otro, y naturalmente para los que se preparan para el matrimonio. Se ve con facilidad la necesaria formación porque si no dejan de entenderse ellos y el fondo de las cuestiones de fe: hay que estudiar y rezar. Tiene defectos la primera edición que ya se han subsanado.

Imagen de mahassan

Me ha parecido un libro con un contenido extraordinario y digno leer. Es un matrimonio que tras mucho estudio y formación se convierten al Catolicismo.
Destacaría el empeño de los autores por cumplir la Voluntad de Dios al precio que fuese necesario, creo que estas dos personas nos dan un gran ejemplo con su vida.

Imagen de mon xx

En mi opinión, éste libro es un tanto especial, porque no es de esos típicos libros dónde narran una vida y ya ésta, y el lector se queda con pequeñas anécdotas. Este libro hace que te hagas constantemente preguntas sobre ti mismo, sobre la vida que estás llevando y sobre todo sobre tu fe. Hace que lo vivas a cada palabra, que resuelvas pequeñas lagunas...
Me llama mucho la atención la forma de vida del matrimonio, pues es puro amor, pura entrega y demostración; Scott es incansable, no se rinde hasta que no encuentra sentido a su vida y Kimberly con su espera inagotable, manteniendo la compostura ante sus hijos y respetando a su marido porque ella no comprende la conversión de su marido hasta que se da cuenta de que hay algo, rectifica, cree y así empiezan una nueva vida.

Imagen de LAH xx

El libro, con apenas 198 páginas, relata el testimonio vivo y directo de este matrimonio, desde su protestantismo presbiteriano hacia la Iglesia Católica. Comencé a leer el libro con ciertos prejuicios, que fueron superados a medida que pasaba las páginas. Se trata de una experiencia bastante intensa que los autores reflejan con gran humanidad, gracia y fuerza argumental. No dejan de lado lo positivo o lo negativo, las contradicciones que sufrieron o el sufrimiento y alegría que supuso el paso que dieron hacia el catolicismo, primero Scott, en 1986, y luego Kimberly, en 1990.
El libro está editado por Rialp y, aunque tiene un cierto número de pequeñas erratas en su primera edición, se lee con facilidad y, en mi opinión, con entusiasmo. Además, ofrece un buen número de razonamientos cristianos llenos de profundidad teológica y sentido común: desde los anticonceptivos, pasando por los principios protestantes de "sola fe" o "sola escritura", hasta llegar a un apasionante encuentro con la piedad mariana.
Entre otras razones, animo a leer este libro para darse cuenta de que hay mucha gente bien preparada, de la que hay mucho que aprender, así como la necesidad que hay de dar testimonios de vidas coherentes.
Al terminar el libro consulté la página WEB de su autor, que pone de manifiesto que se trata de un personaje bien conocido en USA.